Técnicas de conservación de alimentos en casa

1) Escaldar.

Es una técnica de cocina que busca la cocción rápida de un alimento en agua hirviendo por muy corto tiempo, con el propósito de eliminar impurezas de su superficie, eliminar sabores fuertes, o facilitar el pelado. Este puede estar unido al choque térmico que es pasar inmediatamente del calor al chorro de agua fría o hielos, con el fin de detener bruscamente la temperatura. Es muy usado en el caso de frutas especialmente, para desinfectarlas de microorganismos externos, así la vida útil del producto puede ser más larga, evitamos que pierdan textura, nutrientes, aromas.

2) Conservas al vacío.

Es una de las técnicas más efectivas al momento de conservar un alimento. Para esto no necesitamos aditivos químicos, sino solamente el siguiente proceso térmico:

  • Necesitamos frascos de vidrio con tapas metálicas totalmente limpios, los introduciremos en una olla de agua fría y los dejamos hervir durante 20 minutos. Es sumamente importante partir de agua fría, caso contrario el envase puede explotar o partirse. Jamás ponemos agua fría mientras se hace el proceso de esterilización.
  • Una vez transcurrido ese tiempo se debe sacar con pinzas de cocina, igualmente estériles y escurrir el agua boca abajo sobre papel de cocina.
  • El producto que queremos envasar debe encontrarse a punto de ebullición, para poder introducirse en los frascos estériles. Cerramos y damos la vuelta con la tapa boca abajo. No los movemos por 30 minutos.
  • Debemos fijarnos que la tapa se haya hundido, esto nos muestra que aparte del proceso térmico se realizó un sellado al vacío, que es una eliminación del aire interno, lo que evitará lo proliferación bacteriana. Igualmente al abrir debe sonar ¨Clock¨ esto nos muestra que nuestro empacado se hizo al vacío. Luego de haberse enfriado totalmente a temperatura ambiente, se debe refrigerar, esto nos asegurara que el producto tenga una vida útil larga.

3) Sellado al vacío casero.

Esta es una alternativa casera para poder sellar al vacío, desde nuestra casa, consiste en empacar los alimentos en una funda zip lock y retirarle el aire usando un sorbete, un filtro y una aspiradora. No tendremos un sellado al vacío al 100 %, pero de seguro nuestros alimentos al tener menos proporción de oxigeno dentro, durarán por más tiempo. Todos los elementos deben estar estériles.

4) Refrigeración y congelación.

Su mal uso:

  • EL abrir y cerrar la puerta constantemente hace que la temperatura interna baje, por esto se debe abrir una vez y sacar todo lo que voy a usar en mi preparación.
  • El llenar totalmente el refrigerador hace que al aire frío no pueda circular, por lo que la temperatura no se mantiene debajo de los 5 o 4 grados centígrados.
  • Introducir alimentos que no se hayan enfriado previamente.
  • Introducir alimentos con fundas amarradas. Esto hace que estos duren menos, es necesario también sacar la tira con la que vienen envueltos.

El refrigerador tiene un diseño para cada cosa , es importante usarlo correctamente y en orden.

De abajo hacia arriba

  • -) Abajo: los cajones inferiores tienen una temperatura y humedad más altas que en otros lugares del refrigerador, por lo que ahí se deben colocar frutas y verduras.
    La parte inferior también sirve para descongelar cárnicos, estos deben estar dentro de un contenedor para que toda la sangre y agua no contaminen otros alimentos, también deben estar tapados con plástico de cocina.
  • -) Al centro: La temperatura es más alta que el resto del refrigerador y la circulación del aire igualmente, por lo que aquí se pondrán productos como embutidos, quesos o algunos tipos de lácteos. Debemos fijarnos en todos aquellos que dicen una vez abierto refrigerar.
  • -) Arriba: tentempiés o comida que preparamos y no la consumimos, todo aquello que sobró lo podemos guardar en la parte superior, previamente empacado.
  • -) Las puertas: son los lugares menos fríos por lo que aquí deben ir, salsas, mayonesa, bebidas, huevos etc. Todas aquellas que no necesitan mucho frío.
  • Es importante entender que nos se deben refrigerar productos como: plátanos, tomates, papas, mangos, berenjenas, ajo o cebolla.

Por: Nutrichef Rubén Mosquera
Director Nutrichefsitos
Escuela de cocina y nutrición.
Facebook/youtube: nutrichefsitos
www.nutrichefsitos.com
3280502/0992584688, Quito- Ecuador.

Comentarios

comentarios

Por | 2017-01-29T18:17:24+00:00 26 Noviembre, 2015|Salud|

About the autor: