¿Qué decisiones actuales nos ayudarán mañana?

  1. ¡EMPEZAR! El desafío de toda persona que quiere desarrollarse es empezar. A menudo desperdiciamos el tiempo pensando qué opción elegir, qué respuesta dar, o qué decisión tomar. Hay que empezar para ser grande y no esperar ser grande para empezar.

Tonny Miller comentó que cuando Tu determinación a levantarTe e ir hacia delante sea más fuerte que tus temores, dará comienzo tu aventura hacia la cumbre.

El perezoso ambiciona, y nada consigue; el diligente ve cumplidos sus deseos… El que trabaja tendrá abundante comida; el que sueña despierto solo abundará en pobreza, dijo el sabio Salomón.

Así que si, por ejemplo, deseas estudiar una nueva profesión empieza ahora. Si quieres mejorar su carrera laboral empieza haciendo cambios en tu ritmo y actitud hacia el trabajo ahora. Si quieres iniciar un negocio no esperes tener un gran capital, empieza con lo que tienes. Con frecuencia nuestra tendencia nos hace esperar las circunstancias ideales que nunca llegan.

No permitas que las cosas que no puedes realizar te impidan empezar a hacer lo que sí puedes hacer. “Quien vigila al viento, no siembra; quien contempla las nubes, no cosecha, dice el consejo de Dios.

Encomienda a Dios su camino y empieza ahora el crecimiento de mañana. Empezar, ejercita la fe y ayuda a madurar el carácter.

  1. ¡CONFIAR! Para la mayoría de nosotros, la razón por la que no confiamos plenamente en Dios con nuestras vidas, es porque realmente no le conocemos tonto como creemos. Usualmente no confiamos en personas que no conocemos o que las conocemos poco.

La verdad es que, Dios es infinitamente digno de confianza porque no hay ser en el universo tan capaz de influir en el mundo a nuestro alrededor como Él. La Biblia dice, “Pero Dios es quien me ayuda; el Señor me mantendrá con vida” (Salmos 54:4 PDT).

Dios tiene el poder (y la voluntad) para sostenernos y ayudarnos a través de cualquier cosa por la que pasemos. Literalmente Él tiene todos los recursos del universo que puede movilizar a tu favor, si procuras seguirlo.

Pero la llave es, confianza en Él.

La Biblia dice, “Confía en el SEÑOR totalmente, no en tu propia sabiduría. Ten en cuenta a Dios en todo lo que hagas, y él te ayudará a vivir rectamente”. (Proverbios 3:5-6 NTV). Podemos confiar en Dios totalmente.

Comentarios
Por | 2017-10-17T09:32:24+00:00 17 octubre, 2017|Vida Cristiana, Vida Diaria|

About the autor:

Soy apasionado por mi familia, por las comunicaciones cristianas y por el café. Me encanta escribir y hablar, sembrar árboles y hacer negocios para el Reino de Dios. Me asombra la tecnología y el ciber-mundo donde me siento un forastero estupefacto.