La Policía modificó la vigilancia de embajada de Ecuador donde está Julian Assange

Foto: El Comercio
Se estima que el coste de custodiar la embajada de Ecuador llega a los 10 millones de libras (13 millones de euros) entre junio de 2012, cuando se refugió Assange, hasta agosto de este año.

La Policía británica decidió modificar la vigilancia de la embajada de Ecuador en Londres, donde está refugiado el fundador de WikiLeaks, Julian Assange, y no contará con agentes permanentes, informó hoy Scotland Yard.

En un comunicado, la Policía Metropolitana de Londres (MET, o Scotland Yard) indicó, no obstante, que mantendrá la vigilancia de la legación diplomática, pero “de forma encubierta”, lo que puede incluir agentes de paisano.

Scotland Yard aclaró que, si Assange intenta abandonar la embajada, la Policía hará “todo el esfuerzo posible” por detener al exhacker, que buscó refugio en junio de 2012 en relación con una solicitud de extradición de Suecia por supuestos delitos sexuales.

“Un importante periodo de tiempo ha pasado desde que Julian Assange entró en la embajada y, a pesar de los esfuerzos de mucha gente, no hay una perspectiva inminente de una resolución diplomática o legal del problema”, agregó.

Al llegar a esta decisión, la Policía subraya que ha tenido que evaluar sus recursos económicos, que consideró no son infinitos.

“Como todos los servicios públicos, los recursos de la Policía Metropolitana de Londres son finitos. Con tantas amenazas diferentes a la ciudad que protege, el actual despliegue de agentes no se considera ya proporcionado”, añadió el comunicado de MET.

Se estima que el coste de custodiar la embajada de Ecuador ha llegado a los 10 millones de libras (13 millones de euros) entre junio de 2012, cuando se refugió Assange, hasta agosto de este año.

El periodista y exhacker entró en la legación diplomática ecuatoriana el 19 de junio de 2012 después de un largo proceso judicial en Londres sobre la petición de extradición cursada por las autoridades suecas, que le quieren interrogar por unos delitos sexuales supuestamente cometidos en Suecia en 2010.

Tras su encierro, las autoridades británicas se negaron a facilitarle un salvoconducto que le permita viajar a Ecuador, país que le ha concedido asilo político. Fuente: EFE

Comentarios

comentarios

Por | 2015-10-12T10:21:04+00:00 12 Octubre, 2015|Noticias|

About the autor: