Infusión de diente de león

En este caso se aprovecha toda la planta incluída su raíz, la cual es rica en fructosa e inulina. La hoja posee elevadas concentraciones de potasio, terpenos y compuestos fenólicos.

Todos estos componentes le confieren una potente acción diurética. El diente de león está indicado en el tratamiento coadyuvante de cálculos vesicales.

Para la infusión se puede utilizar de 4-10 g de hoja o raíz, hasta 3 infusiones al día.

Infusión de cola de caballo o equiseto

Se utiliza tradicionalmente en el tratamiento de procesos litiásicos leves por sus propiedades diuréticas y remineralizantes. Incrementa el volumen de orina excretado y favorece el lavado de las vías urinarias.

Se infusionan 2-3 g de cola de caballo en 250 ml de agua.

Infusión de Gayuba, Uva de oso, Manzanita, Aguavilla, Manzanera

La hoja de gayuba debe su acción a su componente mayoritario: el arbutósido, un compuesto de naturaleza fenólica que tradicionalmente ha sido empleado en el tratamiento de infecciones urinarias y urolitiasis, sóla o en combinación con otras plantas de acción diurética.

Para la infusión se utilizan de 1,5-4 g de hoja desecada en 150 ml de agua, 2-3 veces al día.

Comments

comments